Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.


Blog

¿Qué debo hacer en caso de tener un accidente en el trabajo?

Ante cualquier accidente en el trabajo, es preciso que tanto el trabajador, como el empleador, conozcan los pasos y aspectos que se deben tener en cuenta para sobrevenir de la mejor manera todo tipo de calamidad laboral.

iStock_000038146902XXXLarge

 

Por accidente del trabajo, debe entenderse toda lesión que una persona sufra a causa o con ocasión del trabajo, y que le produzca incapacidad o muerte.

Los accidentes ocurridos “a causa del trabajo” tienen su origen inmediato y directo en el trabajo mismo, en términos tales que se enmarcan en las labores que desempeña el trabajador en el lugar y en las horas en que debe ejecutarlas, en cambio aquellos acaecidos “con ocasión del trabajo“, son los cuales sin ser sufridos en el lugar de trabajo o durante la jornada de trabajo, tienen una relación indirecta o mediata con el trabajo realizado, pero en todo caso indudable, como por ejemplo el caso de un accidente sufrido por un dirigente sindical en el ejercicio de sus actividades gremiales.

A su vez, son accidentes de trayecto y por ende accidentes del trabajo, Los ocurridos en el trayecto directo, de ida o regreso, entre la habitación y el lugar del trabajo, y aquéllos que ocurran en el trayecto directo entre dos lugares de trabajo, aunque correspondan a distintos empleadores.

En caso de sufrir cualquiera de los anteriores, lo primero que se debe hacer es informar inmediatamente al empleador, ya sea al Departamento de Recursos Humanos o al Departamento de Prevención de Riesgos de su oficina, para que lo deriven inmediatamente al establecimiento asistencial de la Administradora de Riesgos Laborales a la que se encuentre afiliada la Empresa.

No obstante lo anterior, y en el caso de que el empleador no cumpla con la obligación de derivación, de acuerdo a como expresamente lo establece la ley, el trabajador podrá recurrir por sus propios medios al centro asistencial de la Administradora de Riesgos Laborales respectiva, debiendo ser obligatoriamente atendido.

Ahora, si usted es un empleador, en caso de ocurrir un accidente surgen dos obligaciones básicas que debe tener en cuenta:

  1. Inmediatamente conocido el siniestro, usted debe enviar al trabajador al establecimiento asistencial en convenio. No obstante, en el caso que el empleador no cumpla con la obligación de enviar al trabajador accidentado al establecimiento asistencial, o que las circunstancias en que ocurrió el accidente impidan que aquel tome conocimiento del mismo, el trabajador podrá ser trasladado por un tercero o concurrir por sus propios medios
  2. Presentar en un plazo no superior a las 24 horas, en la oficina del salud más cercana, la correspondiente “Denuncia Individual de Accidente del Trabajo”, debiendo mantener en su poder una copia de la misma, como soporte ante la verificación del accidente por parte de las Administradoras de Riesgos Profesionales.

Frente a todo caso, vale precisar que la Administradora de Riesgos Laborales responde en los casos en que el accidente de trabajo sobreviene por la naturaleza misma de la actividad profesional del trabajador (responsabilidad objetiva). Y el empleador, por su parte, responde en aquellos eventos en que el accidente ocurre por su culpa al someter al trabajador a realizar su labor sin asegurarle condiciones de seguridad adecuadas y suficientes.

Nuevo Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *