Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.


Blog

¿Debo escoger una persona física o moral?

Entre los primeros pasos para formar una empresa es elegir si deseas funcionar como persona física o moral, en esta entrada te daremos ayudaremos a elegirlo.

iStock_000016740283Medium-1

La elección del tipo de persona que escogerás para tu empresa es importante, pues de ello depende como te desarrollarás en el mundo de los negocios, por lo que resulta indispensable que al inicio decidas si éste lo emprenderás sólo o si decidirás asociarte con una o más personas. Para tomar dicha decisión es importante que analices el negocio que quieres iniciar y la magnitud que éste tendrá, es decir si debe ser una empresa pequeña o algo mayor.

Como se ha explicado en otras entradas en el mundo jurídico existen dos tipos de personas, las físicas, que son los individuos que tienen la capacidad de contraer derechos y obligaciones, y la moral, que se caracteriza por ser un grupo de individuos que forman una Sociedad Mercantil o Asociación Civil con las mismas capacidades que la persona física, pero formada por diferentes socios, accionistas o asociados.

La elección de una forma u otra depende de las necesidades de la empresa, la inversión que se llevará a cabo, y es importante tomar en cuenta las ventajas y desventajas que conlleva cada una.

Como persona física, siendo que se encuentra a la cabeza de un negocio únicamente debes considerar las siguientes ventajas y desventajas:

Ventajas:

  • El inició de la empresa depende únicamente de ti, por lo que la aportación económica que realices será la que elijas y la adecuada para iniciar el negocio, y además las ganancias serán únicamente para ti
  • Al ser una persona física eres el jefe de la empresa, no es recomendable que te inicies como persona física sin en la empresa habrá más socios, pues las consecuencias legales y económicas recaerán en únicamente una persona.
  • La liquidación de la empresa es fácil, pues no conlleva todos los trámites de liquidación de una sociedad o asociación, únicamente debes cumplir con todas las obligaciones que has contraído.

Desventajas:

  • El capital aportado puede ser una desventaja, pues únicamente podrás contar con lo que tú puedas destinar al negocio.
  • Como se menciono la responsabilidad es de la persona física, por lo que no existe un límite por esta responsabilidad, y responderá por sus obligaciones con todos los bienes que tenga.
  • Como persona física tributas bajo diferentes rangos, dependiendo los ingresos que tengas y las actividades que realices.

Por otro lado, las personas morales que se encuentren legalmente establecidas tienen las siguientes ventajas y desventajas:

Ventajas:

  • La primer ventaja es la económica, pues la aportación al capital de la empresa se realizará por todos los socios, por lo tanto dicha aportación no recaerá únicamente en una sola persona, siendo registrada la aportación que lleva a cabo cada uno de los socios, y existiendo más capital disponible para la empresa.
  • Existen órganos de administración y vigilancia de la empresa, además ésta la Asamblea General de Accionistas, por lo tanto existe un equilibrio entre las decisiones sobre la empresa, sin embargo, no siempre todos ganarán.
  • Las obligaciones no recaen en los accionistas, recaen en la persona moral, la cual responderá hasta el monto de su capital, salvo que la legislación señale algo diferente.

Desventajas:

  • Se debe tener cuidado en la persona moral que se escoge, pues como se mencionó en algunos tipos de sociedades no existen límites para responder por las obligaciones de la empresa.
  • Al estar en desacuerdo con las opiniones de otros socios, puede generar un ambiente hostil en la empresa, pues las decisiones no están al arbitrio de quien lo desee.
  • Se debe contraponer la decisión personal a lo estipulado en los estatutos sociales de la empresa.
  • La tasa de tributación es mayor, salvo el caso de las asociaciones que no tienen fines lucrativos.
  • En caso de que no funciones o desees disolver la sociedad, la liquidación y disolución de la empresa resultan complicadas y toma mucho tiempo llevarlas a cabo. Además, generan un costo mayor que el de disolver un negocio como persona física.

Tomando en cuenta lo anterior podrás observar cual es la figura que se acerca más a lo que deseas comenzar.

Nuevo Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *