Introduce tu correo electrónico para suscribirte a este blog y recibir notificaciones de nuevas entradas.


Blog

Cambio en la razón social o denominación de tú empresa, ¿vale la pena?

Tienes una empresa y crees que debes cambiar el nombre para atraer más clientes. ¿Es fácil?, o en todo caso, ¿es recomendable? Entérate aquí

kreatives, junges team arbeitet im büro

 

El cambio en la razón social o denominación de una empresa procede cuando el nombre original es modificado por uno nuevo, y no tiene ninguna otra consecuencia más que la modificación de los estatutos de la empresa.

 Este cambio de la razón social o denominación de una empresa generalmente es consecuencia de una transformación que se lleva a cabo en ella, buscando que dicha transformación optimice su productividad. Es importante saber que la transformación de la empresa, por medio del cambio de razón social o denominación, no ayuda  a la evasión de las responsabilidades de la empresa, pues a pesar de que el nombre de la empresa será diferente, conservará el mismo historial, por lo que respecta a sus obligaciones, desde su constitución.

1.- El primer paso para llevar a cabo la modificación de la razón social o denominación es solicitar el permiso de uso de la nueva denominación o razón social a la Secretaría de Economía, para proceder a la reforma de los estatutos por medio de una Asamblea General Extraordinaria de Accionistas. Aprobado el cambio, se lleva a cabo la Protocolización ante Notario o Corredor Público, para posteriormente hacer la inscripción en el Registro Público de Comercio.

2.- Además, se debe de avisar el cambio de la denominación al servicio de Administración Tributaria (SAT), donde según la Miscelánea Fiscal del 2014, en su apartado I.2.5.5. la clave del RFC no será modificadA por cambios de denominación o razón social, por lo que los registros fiscales no tendrán cambio de ninguna especie, continuando en los mismos términos, dado que únicamente se cambia de nombre, pero no la empresa conservará sus condiciones originales.

3.- Por último, es importante que el patrono notifique el cambio ante el Instituto Mexicano del Seguro Social, para que surta efectos jurídicos dicha modificación ante la delegación del Seguro Social correspondiente.

Los anteriores son lo puntos que se deben considerar en caso de que desees cambiar la razón social o denominación de tú empresa, es muy importante que sepas que el cambio no servirá de ninguna manera para poder evadir el cumplimiento de obligaciones que haya contraído tu empresa, pues a pesar de que se modifica su razón social o denominación, éste sólo es un cambio que identifica a tu empresa, la cual seguirá siendo la misma, conservando la continuidad que tuvo desde su constitución. Por lo que podemos concluir que la modificación debe responder a la necesidad de llevar a cabo una transformación que ayudará al negocio, pero éste no cambiará solo será modificado en la adopción de nuevas acciones o políticas de reactivación de la empresa.

Nuevo Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *